lunes, 18 de enero de 2010

Como duele la memoria…

En este día nublado, oscuro, frío y aciago quise compartir con ustedes mis reflexiones, creí que estaba más preparada para ver a la derecha ganar, pero me equivoqué, ayer lloré y sentí un dolor que me partió en dos, y no porque no esté preparada para la alternancia en el poder, no porque crea que Piñera será mucho más neoliberal de lo que ya ha sido la concertación, implementando políticas por las que ahora estamos pagando un alto precio.

Lloré porque lo ocurrido ayer hiere lo más preciado del Alma de un Pueblo, su conciencia moral. El verdadero retroceso al que nos exponemos se representa en la imagen de Ministros de Pinochet como Cardemil celebrando el triunfo en las urnas de una Democracia que nos arrebataron, que le negaron a este pueblo durante tantos años gobernando en una tiranía sustentada sobre desaparecidos, asesinatos, tortura y exilio, es una imagen que quedará en la conciencia colectiva de Chile. Ninguna sanción moral ni política para Ministros y dirigentes de la dictadura que firmaron decretos de represión, que gobernaban tranquilos en sus despachos mientras en Chile seres humanos, compatriotas, perdían la vida en las formas más atroces.

¡Ay! Cómo de duele la memoria, cómo recordé a mi padre desaparecido en Villa Grimaldi, a mi Cristina, la tía de sonrisa luminosa desaparecida el año 78, al abuelo Alfonso asesinado en la Academia de Guerra de la FACH, , el tío Iván desaparecido en el 76, cómo me duele Lonquén, Víctor Jara, Manuel, José Manuel, Santiago, Carmen Gloria, Rodrigo, hermanos Vergara, Miguel, el general Bachelet, nuestros muertos…cómo me duele la desigualdad de Chile que no disminuimos y que seguirá creciendo, la pobreza que no terminamos y que seguirá esperando, la democracia que no profundizamos, cómo me duele no haber estado a la altura de esas vidas.

Pero por la memoria de nuestros muertos deberemos levantarnos nuevamente, porque “no tendremos el poder, pero tendremos la razón, y la razón pesa” (dice Almudena), la razón duele, la razón empuja y obliga, desde ahí surgirá la construcción de un camino nuevo, y más ancho.

Lilia Concha

1 comentario:

  1. Así es Lilia, volvieron al poder a través de la democracia por la que no lucharon, qué injusto.

    Y todavía algunos creen que la derecha pinochetista es lo mismo que la Concertación:

    http://versus21.blogspot.com/2010/01/el-sinceramiento-nacional-la-derecha-al.html

    ResponderEliminar

Deja tus comentarios en Versus...